12 de abril de 2024
El Yunque

Cuando los jesuítas invitaban a los jóvenes al Yunque

Miguel Barbate. Ya hemos publicado en este digital datos sobre el origen de la organización conocida como ‘Yunque’ (hoy es la Organización del Bien Común) que nunca se habían difundido a través de un medio de comunicación. En concreto, el hecho de que esta agrupación de laicos católicos fuera inspirada nada menos que por el Papa Pío XII. Lo pueden leer aquí.  Hoy vamos a resumir el entorno social y político en el que se funda esta organización: Puebla de los Ángeles (México), 1953.

Para quien lo desconozca, en México, como en muchos otros países del mundo, el comunismo bolchevique llegó en 1919, fecha en la que se funda en el país norteamericano el Partido Comunista. Diez años después, en Puebla, se fundó un bloque único de estudiantes socialistas que más tarde se integraría en la Confederación de Estudiantes Socialistas de México vinculado al Partido Comunista y a la masonería.  

En la década de 1930 el gobierno de Plutarco Elías Calles (del Partido Revolucionario Institucional, PRI) aplicó una política férrea de conquista de la educación al servicio del proyecto revolucionario. Se estableció expresamente que el Estado impartiría educación “socialista”, excluiría “toda doctrina religiosa” y combatiría “el fanatismo y los prejuicios”.  

Poco después otro presidente mexicano, Lázaro Cárdenas, decretó que únicamente el Estado proporcionaría educación. En este contexto el gobernador de Puebla creó la Universidad de Puebla como un apéndice del Estado dominado por los revolucionarios. Seguimos en la década de 1930.

Unos años después, un personaje próximo al Partido Comunista, Horacio Labastida, es  nombrado (por el Gobierno de México) rector de la Universidad de Puebla, quien abre las puertas a las cátedras universitarias a militantes comunistas. 

El desarrollo de la Segunda Guerra Mundial (1939-1945), sin embargo, obligó a los mandatarios revolucionarios mexicanos a moderar sus políticas y a permitir que se volvieran a abrir algunas escuelas católicas, lo que hizo posible que la Compañía de Jesús abriera en la ciudad de Puebla el Instituto Oriente. A esta institución educativa empezaron, desde los primeros años de la década de 1950, a estudiar bachillerato jóvenes que hasta entonces sólo podían hacerlo en la escuela preparatoria de la propia Universidad de Puebla.

Los jóvenes que habían estudiado en el Instituto Oriente con los jesuítas se fueron incorporando a la Universidad de Puebla, donde encontraron un ambiente hostil en el que la mayoría de los profesores (comunistas o masones o ambas cosas) no perdían ocasión de adoctrinar a los alumnos burlándose, durante las clases, de los dogmas católicos y de las verdades de fe.

Entre los jóvenes católicos que desembarcaron en la hostil Universidad de Puebla se encontraban varios que habían sido invitados, todavía en el Instituto Oriente, a formar parte de la Organización del Yunque, de carácter reservado. ¿Quienes invitaron a esos jóvenes a integrarse en el Yunque? Pues tres jesuitas que habían sido sus formadores: los padres Manuel Figueroa, Julio Vértiz y Agustín de Silva. 

El compromiso adquirido por los jóvenes militantes del recién nacido Yunque era continuar, ya en la universidad, “su formación cristiana para anunciar su fe y saberla defender en cualquier ambiente donde la Providencia los llevara”.

Todo esto y mucho más se cuenta en detalle en el libro Autonomía Universitaria. Génesis de la UPAEP de Juan Armando Louvier Calderón, Manuel Antonio Díaz Cid y José Antonio Arrubarrena Aragón. (UPAEP, tercera edición, 2013). 

De momento nos queda claro el contexto revolucionario y anticatólico en el que nace el Yunque y el papel desempeñado por tres padres jesuítas en la fundación de esta conocida organización de la que tanto se habla y tan poco se sabe. Recuerden que en ‘La Opinión Libre’ no publicamos ninguna información sin contrastar con fuentes de toda fiabilidad. En este enlace pueden saber más acerca del Yunque.

Seguiremos informando…

El Yunque

El País pone

El Yunque

¿Dónde hay que

El Yunque

El Yunque es

X